Inicio Noticias La playa se convirtió en un escenario para bautizos

La playa se convirtió en un escenario para bautizos

7
0

COCOA BEACH-. ( AGENCIALAVOZ.COM )Ryan Harris llevó consigo a su mejor amigo y un skimboard a su bautizo. Harris, de 14 años, había hecho su profesión de fe pero se resistía a ser bautizado, comentó Lisa Harris, su madre.»Hablaba sobre ser bautizado pero se resistía. Creo que lo intimidaba la idea de estar en frente de mucha gente,» dijo.Todo eso cambió cuando el pastor de los Harris, Rodney Gage, anunció la fecha del próximo bautismo en la playa.

Gage, pastor de la iglesia Fellowship Orlando, celebró el 20 de abril el tercer servicio de bautizos en la playa. Ryan Harris y otros 20 nuevos creyentes invitaron a sus amigos y familiares a atestiguar sus bautizos en Cocoa Beach.»Hemos intentado encontrar otras maneras de hacer que los bautizos sean más festivos,» dijo Gage. «Creemos que eso es el bautismo — la oportunidad de permitirle a la gente demostrar públicamente lo que Cristo ha hecho en sus vidas.

«El año pasado, Gage sugirió hacer un bautismo en la playa como una manera menos formal de celebrar esta ordenanza. La reacción fue abrumadora, contando con 40 bautizos en el primer servicio en la playa y más de 20 en el otoño.»Tenemos unas 600 [personas en el servicio de alabanza] en un fin de semana. Muchas veces la gente batalla para decidir ser bautizados en frente de tantas personas. Al hacerlo en la playa también es un lugar un poco más fácil adonde invitar a tus amigos,» señaló Gage.

De igual forma es un escenario más natural, lo cual es importante para algunos. Toda la familia Willsey — Alan y Shirley, y sus hijos Amy y Ben — fueron bautizados en la celebración del domingo.»Somos floridanos. Nos encanta la playa,» afirmó Alan Willsey. «Ser bautizado en la playa, en público y en la naturaleza fue emocionante para nosotros.»Los bautismos públicos también conllevaron a un bautizo sorprendente, dijo Gage.»En nuestro primer bautismo en la playa, tuvimos la oportunidad de compartir el Evangelio con una mujer y llevarla a Cristo,» contó Gage. «Esa expresión pública del bautismo es lo máximo. Cuando estás en la playa con una multitud, tienes a los que van pasando, la gente que está intrigada por lo que estás haciendo. La persona que está siendo bautizada no le está diciendo nada al que va pasando.

Es la imagen de la muerte, entierro y resurrección de Cristo los que hablan por sí mismos.»Además de los bautismos en la playa y los tradicionales en el ambiente del edificio de la iglesia, la congregación Fellowship Orlando también hace bautismos en piscinas y lagos.»Intentamos hacer cosas únicas para mantener la frescura y darle a la gente diferentes oportunidades y maneras de participar. Hacemos que los bautismos sean una gran celebración,» declaró Gage.

El año pasado la iglesia bautizó a 101 personas — a muchos de ellos en la playa localizada a una hora del edificio de la iglesia. Este año, la meta es bautizar a 200.Fellowship Orlando comenzó hace siete años como una iglesia hija de la Primera Iglesia Bautista de Orlando. Fellowship es una congregación independiente desde hace más de cinco años.»Hemos sido una iglesia portátil desde el inicio,» dijo Gage. «Finalmente obtuvimos un lugar semipermanente hace dos años.

«La congregación se instaló en un edificio de 16,000 pies cuadrados en un centro comercial, entre los locales de Leslie’s Pool Supplies y Planet Fitness. Es la primera iglesia que pastorea Gage, luego de servir 14 años como evangelista itinerante.»Vi la oportunidad de alcanzar a toda una nueva generación de personas. Vi el potencial a largo plazo del impacto en las vidas de las personas a través de la iglesia local,» dijo. «Me encantó. Ha sido el mayor peregrinaje y el mayor recorrido de mi vida.»