Inicio Noticias El chico de 17 confesó ante el juez «todo lo que ocurrió»...

El chico de 17 confesó ante el juez «todo lo que ocurrió» cuando mató a su familia: lo imputaron

20
0

ARGENTINA-. ( AGENCIALAVOZ) Matías Bressán, de 17 años, confesó ser el autor del triple homicidio de su padre, su madrastra y su medio hermano el domingo pasado en Colonia Yeruá y quedó imputado por «homicidio calificado» en la causa que se sigue en Entre Ríos.

Tal como anticipó , el joven llegó a los tribunales de la ciudad de Concordia, en Entre Ríos, poco después de las 9 de hoy por decisión personal, con la intención de confesar el hecho: «Fui yo», habría dicho al juez Maximiliano Benítez apenas se sentó en su despacho.

El juez «imputó» al hijo de Bressán en la causa del triple crimen y pasó el expediente al juez de Menores. «Evidentemente, las razones (de los crímenes) fueron de índole familiar», dijo Benítez.
El chico, de 17 años, «quedó a disposición» del juez de Menores de Concordia, Rodolfo Jáuregui, anunció el magistrado a la prensa, a la vez que señaló que el adolescente hizo ante él «todo el relato de lo que ocurrió» en el campo donde fueron asesinados Bressán, su esposa y el bebé de la pareja.

Si bien el dueño de una remisería de Concordia negó que el chico haya sido trasladado hasta el campo en donde se produjeron los asesinatos, en Colonia Yeruá, como había declarado un chofer, los investigadores restaron importancia a su testimonio y valoraron la palabra del conductor del auto, que «aportó detalles sobre la realización del viaje», según dijeron las fuentes.

Además, el dueño de una armería muy conocida en la ciudad confirmó en las últimas horas que atendió al chico y que le vendió balas del mismo calibre al utilizado en el asesinato de Miguel Bressán, su esposa María Taleb, y el bebé de la pareja.El armero contó que el sospechoso adquirió balas de pistola 3.80, lo que habría ocurrido el viernes o el sábado.

Matías, de 17 años, estaba por terminar el secundario en la Escuela de Comercio 2 y en estos días se ocupaba del baile de egresados que debía realizarse dentro de un mes.

Dicen que el chico tenía muy buena relación con su padre y resulta muy extraño que lo haya matado. «Lo adoraba», dijeron las fuentes. Y agregaron que en Concordia comenzaron a ventilarse la muy mala relación que el hombre tenía con su mujer, a la que describieron como «una persona muy impulsiva que tenía muchos problemas con el chico y nada de buen trato con el padre».